Hay un bicho en mi brazo que no se va

Una niña encuentra un bicho en su brazo y no se va, le da tanto miedo que no quiere tocarlo, así que estira el brazo mucho, para no tenerlo cerca. Con el brazo estirado va repasando quienes podrían ayudarle, a saber, su perro, el gato de la vecina y su propia vecina, que es una buena amiga. Pero no, parece que no encuentra solución, tampoco encuentra los motivos por los que el bicho permanece allí. ¡Ay!, qué difícil es comprender a estos bichos, aunque con el tiempo llegará a acostumbrarse y no le parezca tan terrible, es más, hasta podría sacar al pobre bicho de algún apuro.

Un álbum original y divertido. En forma de monólogo interior, el texto y las ilustraciones van saltando de un tema a otro, igual que la imaginación de una niña que, inconsciente, va destruyendo sus prejuicios, observando al intruso desde otra perspectiva.

Hay un bicho en mi brazo que no se va
David Mackintosch
Siruela Editorial

Muy recomendable de 5 a 99 años.

¿Tú qué opinas?

Si quieres recibir información de Club Kirico, suscríbete a nuestras novedades