El ‘bestseller’ reina en las bibliotecas

SAN SEBASTIÁN. DV. Los bestsellers que triunfan en las librerías, y se mantienen entre los más vendidos durante meses e incluso años, son también los títulos más solicitados en préstamo en las bibliotecas de Gipuzkoa. Esa es la lectura general que se puede desprender de los listados que han recopilado distintos centros de lectura y préstamo, en torno a los hábitos de los usuarios durante 2006.

Títulos como La sombra del viento de Carlos Ruiz Zafón; El código Da Vinci y los otros misterios de Dan Brown; las múltiples producciones de Toti Martínez de Lezea; La catedral del mar de Ildefonso Falcones; las estrellas de la novela negra como Henning Mankell y Donna Leon, y clásicos como Ken Follet, aparecen en casi todas las listas. Aunque no hay uniformidad en los resultados.

Las bibliotecas viven también algunas de las incertidumbres que acechan al mundo del libro, y tangencialmente del CD y el DVD, y cada año se evidencia cambios en las costumbres y tendencias del usuario ante las que los centros tratan de reaccionar.

Pero, como parece lógico, los libros demandados suelen ir en la misma línea que los más vendidos en las librerías y grandes superficies. Con el añadido de que algunos títulos tienen una vida aún más larga en los centros públicos que en los establecimientos: esa sería la explicación de que en 2006, que más bien ha sido el año de La catedral del mar, se sigan repitiendo en los primeros puestos de los libros más prestados los títulos de Carlos Ruiz Zafón y Dan Brown que ya triunfaban en 2005.

Pero entre las localidades guipuzcoanas escogidas para esta introspección, las de Tolosa, Eibar, Irun y Arrasate, más la donostiarra del Koldo Mitxelena y el conjunto de bibliotecas municipales de San Sebastián, las tendencias pueden ser similares, pero en absoluto uniformes. Llama la atención, por ejemplo, que la amplia obra de Toti Martínez de Lezea es menos demandada en Donostia que en el resto de localidades. O que el Koldo Mitxelena es el que aporta títulos más 'distintos', con Luz perdida de Michael Connelly en el primer puesto; El baile de Irene Némirovksy; un clásico como Orgullo y prejuicio de Jane Austen en ventajosa posición; o el siempre controvertido Michel Houllebecq con su Plataforma, también entre los diez primeros.

En cuanto a la lista de los libros en euskera que algunos de los centros aportan, Unai Elorriaga tiene una fuerte presencia, con primeros puestos en las bibliotecas donostiarras para sus libros Sprako tranbia y Vredaman. Elorriaga parece haber desplazado a Bernardo Atxaga en las preferencias de los lectores en euskera, aunque los clásicos de éste, como Obabakoak y Zeru horiek siguen teniendo una presencia constante en las listas. Joan Mari Irigoien, Alberto Ladrón de Guevara o Juan Luis Zabala siguen teniendo fuerte presencia, aunque también traducciones de autores extranjeros, como Brooklyngo erokeriak de Paul Auster o Ibrahim jauna eta Koranare loreak, de Eric Emmanuel Schmitt.

El porcentaje de libros que se solicitan en los distintos idiomas está entre el 70% y el 85%, según las localidades, para el castellano; entre el 12% y el 15% para el euskera (aunque en Arrasate llega al 35%), y el resto, para otros idiomas. Esa proporción cambia en el caso de la literatura infantil, que se solicita tanto en euskera como en castellano.

Auge del DVD

Las bibliotecas han ido incorporando en los últimos años el DVD como elemento de préstamo, aunque con alguna regla distinta a la de los libros: muchos centros evitan ofrecer novedades, cediendo ese terreno a los videoclubs y limitándose a los clásicos.

Pero así como el año pasado todos reconocían un llamativo auge del préstamo de DVD, esta vez hay matices: «En el Koldo Mitxelena continúa imparable el ascenso del DVD», indica Fernando Viñuela, Técnico de Adquisiciones del KM. Tenemos más de 2.000 películas que circulan constantemente entre nuestros socios. Y este año acometeremos la remodelación de la fonoteca». También en Irun observan que este formato «ha duplicado el número de préstamos con respecto a 2005. En cambio en Tolosa han notado un pequeño bajón, «quizás porque se han adquirido pocas películas nuevas, que es casi exclusivamente lo único que el usuario solicita».

La política de compra provoca tendencias muy distintas, por ejemplo, entre la red de bibliotecas de Donostia y los usuarios de Arrasate. Mientras en esta última localidad dominan los filmes más o menos recientes, como Piratas del Caribe: la maldición de la perla, Tapas o El jardinero fiel, los usuarios donostiarras disfrutan con clásicos imperecederos como Toma el dinero y corre, Sabrina, Historias de Filadelfia, Lord Jim o La naranja mecánica.

Por su parte, el público infantil continúa teniendo héroes infalibles. En cuanto a personajes, Kika la superbruja sigue dominando sus fantasías, con diversos títulos dominando las listas de préstamos. Y entre los autores, Mariasun Landa y su Nire eskua zurean compite de tú a tú con los libros Disney de Witch o los cláiscos como Mortadelo y Filemón.

Comentarios

¿Tú qué opinas?

Si quieres recibir información de Club Kirico, suscríbete a nuestras novedades