Buenos libros, siempre a mano

Es tiempo de pensar en regalos para los pequeños de la casa.
Y ahora más que nunca (porque a los Reyes y a Papá Noel también les han llegado los recortes) es importante no derrochar en juguetes que lo hacen todo pero que no usarán casi nunca.
Unas sencillas estanterías en la pared servirán para ir colocando de cara los libros que queráis destacar, de modo que los pequeños puedan ojearlos ellos solitos, pasen sus páginas y disfruten con sus ilustraciones sobre una cama confortable.
Os sorprenderá encontrarlos desordenados cada día…

Nos ha gustado esta imagen encontrada en la web Kireei, llena de cosas bellas.

Comentarios

¿Tú qué opinas?

Si quieres recibir información de Club Kirico, suscríbete a nuestras novedades